jueves, 6 de julio de 2017

Castillo de Utrera: Villalobos no es el salvador.

Algo más de luz sobre un problema creado por el PSOE.

El PSOE cedió El Castillo de Utrera por una miseria. Y cuando perdió las elecciones en 2003 sacó a concurso la ampliación del tiempo de cesión del Castillo.

D. José Dorado aprobó en Pleno Extraordinario de 9 de Junio de 2003, después de perder las Elecciones Municipales, en su
Punto 8: Aprobación expediente contratación para la concesión del uso del local sito en el Castillo de Utrera, de propiedad municipal, para la prestación del servicio de restaurante, mediante concurso.

Hay que destacar que el plazo de la concesión no había finalizado todavía -EL PLAZO DE CONCESIÓN TERMINABA EN AGOSTO DE 2006 - y por tanto no había urgencia para llevarlo a un Pleno Extraordinario, la única urgencia era que el PSOE había perdido las elecciones y seguramente no se haría un concurso tan beneficioso para alguien como el que se aprobó.
Las Bases del Concurso que habían de regir para la Concesión del Bar del Castillo por 20 años más, (desde 2 de agosto de 2006 a 2 de agosto de 2025, improrrogables), se publicaron en el BOP el 4 de Octubre de 2003, nº 231, páginas 13411 y 13412, y para vergüenza de todos los Utreranos que lo consentimos, requería algo imposible para todos los utreranos excepto uno en esa fecha:

7. Requisitos específicos del concesionario:
a) Acreditación de su dedicación al comercio de productos de la zona y ecológicos.

b) Estar en posesión de la certificación de conformidad emitida por el Comité Andaluz de Agricultura Ecológica para producir.
Uno de los tres productores de la provincia de Sevilla en poder de dicha certificación, era el actual concesionario del Castillo y único Utrerano que reunía las condiciones. Además qué pintaba esa cláusula para adjudicar un restaurante. Estaba claro para quién sería esa adjudicación de 20 años más.

Y el punto 4 era demasiado:
4. Presupuesto base de licitación: El concesionario vendrá obligado al pago del canon mensual de trescientos con cincuenta y un euros mínimo durante todo el tiempo de duración de la concesión.

Con unas bases que solo se podía presentar el que lo consiguió, el PA, a sabiendas, lo llevó a la práctica en vez de anularlo. En su haber lo tienen.
El día 18 de Octubre de 2003 RECURRÍ LAS BASES POR DISCRIMINATORIAS después de hablar con el Alcalde y la Oposición. Todos pasaron y el Ayuntamiento ni se dignó contestar, como ahora. 
El 12 de Marzo de 2015 el Pleno del Ayuntamiento con los votos favorables del PSOE y por unanimidad aprobó definitivamente el desahucio administrativo del Castillo. Ahora Villalobos dice que llega a un acuerdo y que“los utreranos hemos recuperado el Castillo de Utrera para su uso y disfrute tras un acuerdo justo y ventajoso” sin decir cuanto ha pagado, como si lo pagase de su bolsillo, por algo nuestro y por lo que pagaban una miseria. Villalobos además se presenta como salvador del Castillo sin contar la historia, que no le beneficia, declarando que se trata de “otro más, de la larga listas de problemas heredados por el PA que hemos tenido que resolver”.

Queda claro que el problema lo creó el PSOE, que también cierra el círculo. Y que el PA tuvo en sus manos eliminar el problema gratuitamente en 2003 y que por miedo o desconocimiento no lo hizo.
Esta es la historia. Y así nos va a los utreranos por la mediocridad de los políticos y técnicos.